Filosofia: Leonardo Da Vinci - Aforismos - Parte 5 - La naturaleza (16 aforismos) - Links a mas Filosofia

Posted by ricardo marcenaro | Posted in | Posted on 1:22






La naturaleza

           188.- Toda cosa desea naturalmente mantenerse en su ser.
           189.- Muchas veces una misma cosa está sometida a dos influjos violentos: necesidad y potencia. Cae el agua, y la tierra la absorbe por de líquido; el sol la evapora no por necesidad, sino por potencia.
           190.- En todo el universo cada cosa desea mantenerse en su naturaleza; por eso la corriente de agua en movimiento procura mantener su curso según la potencia que la impulsa, y si tropieza con un obstáculo, acaba, por un movimiento circular y torcido, el trayecto de su curso empezado.
           191.- Todos los elementos, cuando están fuera de su sitio natural, desean volver a él, principalmente el fuego, el agua y la tierra.
           192.- Toda acción natural se verifica por el camino más corto.
           193.- Toda acción natural está realizada por la naturaleza misma del modo y en el tiempo más breve posible.
           Ninguna acción natural puede abreviarse, pues la naturaleza la genera  del modo más breve posible.
           194.- No es tan fuerte el mugir del mar tempestuoso cuando el septentrional aquilón lo agita en olas espumantes entre Escila y Caribdis; el estruendo de Stromboli o Mongibello, cuando las llamas de azufre, rompiendo y abriendo violentamente la gran montaña, fulminan por los aires  piedras y tierra que escapan junto con las llamas vomitadas, o cuando las caldeadas cavernas de Mongibello, regurgitando el mal contenido elemento (el fuego) y lanzándolo a su región propia, se llevan furiosamente por delante cualquier obstáculo que se opone a su impetuosa furia... Y por mi vivo deseo, ansioso de ver la gran mezcolanza de las y extrañas formas creadas por la artificiosa naturaleza, después de rondar algún tiempo entre umbrosos peñascos, llegué a la entrada de una gran caverna, delante de la cual quedé por un rato estupefacto y sin saber  lo que veía. Después, arqueando el lomo, con una cansada mano fija sobre la rodilla, hice sombra con la diestra a las pestañas que mantenía bajas y cerradas. Encorvándome muchas veces hacia un lado u otro, trataba yo de algo allá dentro, sin poder lograrlo, a causa de la gran oscuridad interior. Después de estar así por cierto plazo, despertáronse  en mí súbitamente dos cosas: miedo y deseo; miedo de la amenazadora y oscura caverna, deseo de ver si allí adentro, había alguna cosa de milagro.
           195.- La necesidad es maestra y tutora de la naturaleza. Es su tema y la fuente de sus invenciones, su freno y su regla perpetua.
           196.- ¿Por qué no dispuso la naturaleza que los animales no viviesen unos de la muerte de los otros?
           197.- La naturaleza satisface su deseo y encuentra placer en crear continuamente vidas y formas, porque sabe que ellas acrecientan su material terrestre, y tiene más voluntad y prisa por crear que el tiempo por consumir; por eso ha dispuesto que muchos animales sean alimento unos de otros; y cuando ello no basta a su deseo, suele enviar ciertos vapores venenosos y pestilencias sobre las grandes multitudes y congregaciones de animales, y especialmente de hombres, que se reproducen en gran escala; y evita de ese modo que otros animales los devoren. Suprimida así la causa, desaparece el efecto.
           198.- Así, pues, en nuestra Tierra, es tanto mayor la pérdida de vidas cuanto más aumenta su multiplicación.
           199.- Por la ya indicada y demostrada razón, los efectos no se asemejan muchas veces a sus causas: los animales son ejemplo de la vida mundial.
           200.- En las cosas muertas subsiste vida insensible; ellas recobran vida sensible e intelectual cuando son absorbidas por el estómago de los seres vivientes.
           201.- Si la naturaleza ha hecho capaces de sufrir dolor a las almas vegetativas dotadas de movimiento (los animales), velando por la conservación de los instrumentos que el movimiento podría deteriorar o destruir, las almas vegetativas sin movimiento (las plantas), que no están expuestas a chocar contra obstáculos exteriores, no necesitan de tal defensa, y por esa razón se las puede romper sin ocasionarles dolor como a los animales.
           202.- Si un árbol pierde una parte de su corteza, la naturaleza el remedio dirigiendo a esa parte del árbol una cantidad mucho mayor de savia; de manera que, para compensar la falta, hará crecer en ese punto una corteza mucho más fuerte que en cualquier otro; y la savia, llegada al lugar donde su socorro es necesario, surgirá en alto, pululando y borbotando, como un agua que hierve impetuosamente.
           203.- ¿Quién te mueve, hombre, a abandonar tus propias habitaciones de la ciudad, a dejar tus parientes y amigos, a ir por lugares campestres, por montes y valles, si no es la belleza natural del mundo, la cual, si bien lo consideras, sólo con el sentido de la vista puedes gozar? ¿Y si el poeta pretende entonces rivalizar con el pintor, por qué no aprovechas la descripción que hace él de tales sitios, y te quedas en casa, al abrigo del excesivo calor del sol? ¿No conseguirías de ese modo algo más útil y menos fatigoso, dentro de un ambiente fresco, sin necesidad de movimiento, sin peligro de enfermedad? Sin duda; pero tu alma ya no podría gozar del beneficio de los ojos, ventanas de su habitación; no podría recibir las imágenes de los alegres sitios, no podría contemplar los umbrosos valles regados por los arroyos que serpentean juguetones, ni ver las variadas flores cuyos colores forman una armonía visual, ni, en fin, todas las otras cosas que solamente los ojos pueden percibir. Pero si el pintor en la estación fría y triste del invierno, te muestra esos mismos paisajes y otros que hayan sido teatro de tus placeres; si junto a alguna fuente puedes verte de nuevo, amante con tu amada, sobre los prados florecidos, bajo la dulce sombra de los verdes árboles, ¿no experimentarás un placer más grande que oyendo el mismo efecto descrito por el poeta?
           204.- La costumbre de cortar las narices a los caballos, es cosa digna de risa. Los necios la practican como si creyeran que la naturaleza ha omitido algunas cosas necesarias, y que los hombres deben corregirla.
      Ella ha hecho las dos ventanas de la nariz -cada una de las cuales tiene un ancho igual a la mitad del diámetro del canal de los pulmones por donde se exhala el aliento-, si bien la boca, de no existir ellas, bastaría sobradamente a ese fin. Y si me preguntas por qué la naturaleza ha dotado a los animales de narices, cuando la respiración por la boca es suficiente, te contestaré que las narices sirven para usarlas cuando la boca está ocupada en masticar el alimento.




Links Filosofía



Abü Hämid Muhammad Al-Ghazali




Abü Nasr Muhammad Al-Farabi (872-950)




Anaxágoras de Clazomene




Avicena, ibn Siná




Cioran

Genealogía Del Fanatismo


Desgarradura













El Inconveniente De Haber Nacido






























Breviario de podredumbre




















Pensamiento




Demócrito de Abdera




Emile Chartier (Alain)





Fernand Braudel




Francis Bacon




Friedrich Engels




Friedrich Nietzsche











Gaston Bachelard




George Berkeley






Georges Bataille







Giorgio Agamben






Giles Deleuze – Felix Guattari





Hannah Arendt




Jean Rostand




Jürgen Habermas




Lao Tse




Leonardo Da Vinci







Mario Bunge




Michel Foucault








Noam Chomsky




Oswald Spengler




René Descartes




Roland Barthes




Theodor W. Adorno










Filosofia: Leonardo Da Vinci - Aforismos - Parte 5 - La naturaleza (16 aforismos) - Links a mas Filosofia







Ricardo M Marcenaro - Facebook

Blogs of The Solitary Dog:

Solitary Dog Sculptor:
http://byricardomarcenaro.blogspot.com

Solitary Dog Sculptor I:
http://byricardomarcenaroi.blogspot.com

Para:
comunicarse conmigo:
marcenaroescultor@gmail.com

For:
contact me:
marcenaroescultor@gmail.com


My blogs are an open house to all cultures, religions and countries. Be a follower if you like it, with this action you are building a new culture of tolerance, open mind and heart for peace, love and human respect.

Thanks :)

Mis blogs son una casa abierta a todas las culturas, religiones y países. Se un seguidor si quieres, con esta acción usted está construyendo una nueva cultura de la tolerancia, la mente y el corazón abiertos para la paz, el amor y el respeto humano.

Gracias :)











Comments (0)

Publicar un comentario en la entrada